< Volver a preguntas frecuentes Inquilinos

¿Si mi inquilino no paga la luz o el agua lo cubre el seguro?

En tiempos tan inciertos como los actuales, es normal que te preocupe saber cómo actuará la aseguradora en caso de que tu inquilino no abone sus mensualidades. Para tu tranquilidad, podemos decirte que SÍ, tu seguro te cubrirá en este caso.
Ponemos a disposición de nuestros clientes un seguro de impago del alquiler con el que garantizamos el cobro si el inquilino no paga la renta.

Sabemos de la importancia que tiene para ti la rentabilidad de tu alquiler, por eso te protegemos del impago ante inquilinos morosos y te ayudamos a elegir al mejor inquilino para tu vivienda.

Con nuestro seguro para alquilar a todo riesgo también nos ocupamos de tu defensa jurídica y del desahucio en caso de que tu inquilino sea moroso. En definitiva, defendemos tus derechos ante un inquilino indeseable.

Y, de manera opcional, puedes contratar más cobertura para que, si al marcharse el inquilino compruebas que ha provocado destrozos en tu vivienda, puedas recibir una indemnización para poder arreglar los desperfectos e incluso ponemos tu vivienda a punto para que pueda entrar el siguiente inquilino.

¿Pero qué pasa si mi inquilino no paga el agua? ¿Estoy cubierto si mi inquilino no paga la luz? Entre las coberturas incluidas en este seguro, Caser te indemnizará por el importe de los recibos de suministros de agua, electricidad y gas impagados o devueltos por parte del inquilino en caso de impago y que generen en su caso un cese de dicho suministro a la vivienda, hasta el 5% de la suma asegurada por impago de alquileres.

¿Qué debo hacer si un inquilino no paga?

Si tienes la mala suerte de cruzarte con inquilinos morosos y cuentas con nuestro seguro de inquilinos, lo primero que debes saber es que tienes hasta 45 días desde el impago para notificar la situación a tu aseguradora.

A partir de ahí, Caser Seguros asumirá el pago de los gastos derivados de de dicho impago. Además, en caso de haber daños materiales, el asegurado tendrá hasta 5 días tras la notificación de la situación de impago para presentar un escrito en el que recoja una memoria con los elementos afectados, así como una estimación del valor de dichos daños.

Una vez aprobada toda la documentación, tu aseguradora te abonará la cantidad estipulada descontando la franquicia en caso de haberla.

¿Te ha resultado útil esta pregunta frecuente?