¿Cómo fidelizar al empleado y complementar su jubilación al mismo tiempo?

17 junio 2021. Ahorro y futuro

La clave del éxito de una empresa reside, en gran medida, en las personas que forman parte de ella. Por eso, las compañías centran sus esfuerzos en encontrar las mejores fórmulas para fidelizar y retener al mejor talento

Fidelizar al empleado y contemplar su jubilación a través de Planes de Pensiones

Una de las fórmulas que podría aumentar su uso por parte de las empresas es la adopción de un plan de pensiones de empleo (PPE).

De acuerdo con el estudio “Planes de Pensiones de Empleo: ¿Cómo son percibidos por Pymes y Microempresas en España?” el 3% de las empresas de menos de 50 empleados cuenta con algún producto/servicio de ahorro para su jubilación. De ellas, el 48% ha apostado por contratar un PPE (solo, el 25%, o combinado con un Seguro de pensiones, el 23% restante); el 23% ha optado por un Plan de previsión social empresarial; el 17% por un Plan de ahorro colectivo; y el 13% se ha decantado por otro producto/servicio de ahorro.

Entre las compañías que tienen hasta 10 trabajadores, un 50% que ha elegido desarrollar un PPE (solo, el 33%, o combinado con un Seguro de pensiones, el 17% restante). Por su parte, aquellas que cuentan con una plantilla de entre 10 y 49 personas, se reparten a partes iguales los PPE, los Planes de ahorro colectivo u otro producto/servicio de ahorro (33%, cada uno).

Además de los beneficios fiscales que aporta tanto a la empresa como al trabajador, estas compañías declaran que los principales motivos para contratar un PPE son que resulta ser un instrumento ideal para incentivar, motivar y fidelizar a sus empleados.

Ese dato se pone de manifiesto al preguntar a las personas cuya empresa les ha incluido en un plan de pensiones de empleo. Su grado de satisfacción es muy alto: 3,99 puntos en una escala de 1 a 5.

En este sentido, quienes se sienten muy satisfechos declaran textualmente “es un complemento a la nómina muy interesante”. Los que dicen estar bastante satisfechos: “es una prima por mi trabajo”, “me voy a jubilar pronto”. Por su parte, aquellos que solo están algo satisfechos lo relacionan con que “a veces se crean incógnitas, falta información, estoy confuso”.

Además, de las ventajas fiscales, pues, a diferencia de un incremento salarial, estas aportaciones de la empresa en favor de sus empleados son neutras a efectos impositivos.

Todos los motivos citados son razones más que suficientes para empezar a apostar por una vía que permite mejorar el porvenir de todos empleados y, por tanto, de la empresa de la que forman parte.

Los Planes de Pensiones de Empleo pueden contribuir a atraer y retener talento aumentando el atractivo de la empresa y reforzando el vínculo con las personas que forman parte de ella.